Ada Vilar: “Gracias a Dios ya se van”